900 802 020

Vacaciones en Menorca

La segunda isla del archipiélago Balear es la más apartada y tranquila de todas ellas. Aunque aún desconocida, Menorca es una caja de sorpresas con caminos rurales, acantilados, calas vírgenes con fondos marinos sorprendentes y una herencia prehistórica muy bien conservada. La Naveta dels Tudons, las misteriosas Taulas de un tamaño imponente, los Talayots o las necrópolis son ejemplos de los monumentos prehistóricos que te ofrece la isla.

El clima de Menorca es típicamente mediterráneo, con unas temperaturas medias templadas y un régimen de lluvias estacional, coincidiendo la estación seca con la cálida en verano.

Turismo en Menorca

En Mahón tendremos la oportunidad de ver el puerto natural de la ciudad y ver la Fortaleza de Sa Mola. El Parque Natural de la Albufera des Grau nos ofrece un paisaje multicolor y una fauna y flora peculiares. Allí también encontramos la Playa de Sa Mesquida con aguas cristalinas para darse un buen baño. En los acantilados de la costa oeste de Menorca se esconden las Cuevas d’En Xoroi, un lugar asombroso que cuenta con un atardecer único. Un pueblo muy pintoresco es Binibeca (San Luis), formado por un laberinto de casas encaladas al estilo mediterráneo.

Una actividad muy típica en Menorca es recorrer en bici o a caballo un tramo del Camí dels Cavalls, que con sus 185km rodea toda la isla muy cerca de la costa. La reserva de la Concepció es una finca rodeada de naturaleza que se dedica a la extracción de sal por vaporización de agua.

El otro núcleo urbano de Menorca es Ciutadella, que goza de un diminuto puerto encantador. Podremos admirar el encanto de Ciutadella mientras paseamos por Ses Voltes contemplando los soportales con arcos de la Plaza de la Catedral, el Born, y las calles por donde discurre la famosa fiesta de Sant Joan. Además de toda la zona costera y de playas, tanto Mahón como Ciutadella albergan multiples opciones si buscamos hotel en Menorca.

Video de Menorca

Mapa de Menorca